13-09-2016

EL BANCO DE CORDÓN UMBILICAL TIENE SU PRIMER CENTRO PÚBLICO DE REFERENCIA EN LA PROVINCIA DE BUENOS AIRES

La Maternidad Estela de Carlotto de la localidad de Moreno se convirtió en el primer centro de derivación bonaerense del Programa Relacionado del Banco Público de Sangre de Cordón Umbilical del Garrahan.

Autoridades del Garrahan y de la Maternidad Estela de Carlotto firmaron ayer en el hospital pediátrico, un convenio que convirtió al establecimiento de la localidad de Moreno en el primer centro de derivación bonaerense para las familias que ingresan al Programa Relacionado del Banco Público de Sangre de Cordón Umbilical del Garrahan.

El Programa Relacionado permite que una familia que tiene un hijo con alguna enfermedad pasible de necesitar un trasplante de medula ósea, tenga la oportunidad de colectar la sangre de cordón umbilical de un próximo hijo, teniendo en cuenta que las posibilidades de que los hermanos sean histocompatibles entre sí alcanza aproximadamente un 25 por ciento.

La iniciativa permite la colecta, procesamiento y conservación de la sangre que se obtiene del cordón umbilical en la Maternidad Estela de Carlotto, de acuerdo a la normativa establecida por el INCUCAI. La colecta se realiza, previo consentimiento de la familia, una vez que el bebé nació y no representa riesgo alguno.

En representación del Garrahan estuvieron la directora asociada de Servicios Técnicos, Patricia Elmeaudy, la directora del Banco de Sangre de Cordón Umbilical, Silvina Kuperman y la directora de Laboratorio del Banco de Sangre de Cordón Umbilical, Cecilia Gamba. Mientras que por la Maternidad Estela de Carlotto participaron su directora, Patricia Rosemberg y la Jefa de Hemoterapia de la Maternidad Carlotto, Lorena Cattaneo, y Gabriela Guasp, coordinadora de Hemoterapia en la Región Sanitaria VII de la provincia de Buenos Aires.

También participó del acto la familia Aguero, formada por Juan y Ramona González, y los hijos de ambos, por haber sido una de las primeras en solicitar la realización de dicha práctica.

"Queremos agradecer por permitirnos esta oportunidad. Hoy tengo está hermosa familia gracias a Dios y a los profesionales que nos ayudaron", explicó Agüero, en el marco de la reunión.
Kuperman valoró la rúbrica del convenio al destacar que significa "un nuevo centro público de colecta, procesamiento y conservación de sangre de cordón en base a los criterios de calidad que promovemos desde el Garrahan y el INCUCAI y representa mayores posibilidades terapéuticas para niños y niñas que lo necesitan".

Acerca del significado del acuerdo, Rosemberg explicó: "Esto es fruto del trabajo en equipo, de escuchar las necesidades de la comunidad y la demanda de las familias. Es una forma más de instalar a las instituciones públicas como garantes de derechos. Una iniciativa que acorta distancias y brinda nuevas herramientas".